Museo Museo de Arte Moderno La Tertulia

Cali, Valle

Museos

Abstracto, Figura Humana, Paisaje, Varios, Visual


Museo de Arte Moderno La Tertulia

http://museolatertulia.com/sitio/

Museo

   
60 años de tertulia y de promoción (El Tiempo - 2016)


Ver enlace a WEB
Cali es Cali

Iconografía de La Tertulia en ColArte

 

 
Cali

Servicios:

  • Exposiciones temporales,
  • Visitas guiadas.
  • Cinemateca,
  • Teatro al aire libre,
  • Taller infantil,
  • Taller de restauración,
  • Almacén,
  • Cafetería, parqueadero.

General

Fundado en 1956.

Sus colecciones abarcan 2.200 piezas.

Está ubicado en una construcción moderna diseñada por el arquitecto Manuel Lago y Sáenz.

Se exhiben, entre otras, las obras Huesos de mis bestias, la barracuda, de Alejandro Obregón; Construcción vibrante, de Jesús Rafael Soto; y Puente, de Édgar Negret.

Tomado del libro:  Directorio de Museo de Colombia 2003/2004
Ministerio de Cultura - Museo Nacional de Colombia - Red Nacional de Museos


 

Los 1.500 secretos de La Tertulia

En una bodega reposaron por años obras de importantes artistas que por primera vez se exhiben de manera permanente en el Museo de Arte Moderno de Cali.

por Angélica Gallón Salazar

La colección de La Tertulia contiene obras de artistas locales e internacionales. En la foto, una obra de Hernando Tejada.     / Fotos: Carlos Julio MartínezEl edificio del museo La Tertulia de Cali ha sido desde su construcción, en 1962, un referente de la ciudad. La caja cuadrada de columnas que emulaba la arquitectura italiana en tiempos de Mussolini, y que contrastaba con las casas tradicionales que la circundaban, se coló desde sus inicios en las guías turísticas. Hoy en día, la mayoría de taxistas saben llevar a un turista a sus puertas, y estando ahí, al frente, le dirán que una de las fotos obligadas de un paseante de Cali es de pie junto al jardín que da la entrada al museo por la Avenida Colombia, para que en el fondo se vea el letrero que lo anuncia: Museo La Tertulia Sin embargo, a pesar de la visibilidad del edificio, muy pocos en Cali saben que en ese conjunto de estructuras de piedra lavada que se han construido aledañas a la sede inicial del museo, se albergan 1.500 obras de la plástica nacional y americana, con un especial énfasis en artes gráficas, y que incluyen grabados, dibujos, serigrafías, litografías, etc. Ese desconocimiento de lo que pasa de paredes para adentro en este museo —que tiene una colección propia tan importante que es casi improbable encontrar una exposición nacional que no haya contado con alguna de sus obras en calidad de préstamo— se debe a que la colección hasta ahora no había sido mostrada de manera permanente.

Por años, obras compradas por la fundadora del museo, Maritza Uribe, y por diferentes administraciones, más otras donadas por artistas que expusieron en sus salas o creadas en los mismo talleres que alguna vez se articularon al museo, se mantuvieron guardadas en una bodega en donde, calladas, crearon sus propias alianzas y se convirtieron en testigos de que lo que las hermanaba, a pesar de sus diferencias, era que casi todas tenían como soporte el papel.

"Primero había que crecer en infraestructura para luego exponer la colección", explica la actual directora del museo, María Paula Alvarez, y añade que "ahora que por fin el espacio está listo queremos darle fuerza a la colección. Nadie piensa en el Museo de Antioquia sin las esculturas de Botero, o en El Prado, sin Las Meninas de Velásquez. Necesitamos que la gente sepa qué caracteriza a este museo y eso sólo se logra exponiendo la colección permanente".

Este proyecto de hacer accesible las obras de los vallunos Oscar Muñoz, José Horacio Martínez, Pedro Alcántara y María Teresa Negreiros, y de otros artistas nacionales, como Beatriz González, Felisa Burstin, Santiago Cárdenas y Beatriz Daza, tiene otra intención fundamental: crear un público gustoso del arte desde la infancia.

"Hay que formar público desde la temprana edad. Ese gusto ya no se puede crear a los 30 años. Las instituciones educativas no nos tienen en la agenda porque no saben bien qué pasa aquí. Las profesoras siempre están temerosas de no poder responderles a los alumnos la incómoda pregunta de ¿qué es eso?", explica la directora, quien asegura que las obras de los tres pisos del museo se han organizado con un criterio particular: "Estas son manifestaciones artísticas difíciles de entender, sobre todo para un público neófito que no ha ido a Nueva York y que no sabe de los movimientos y las vanguardias. Queremos acercar estos contenidos a la gente del común, fundamentándonos en la teoría de que el arte se exhibe y el conocimiento se construye a partir del encuentro con la obra. No necesitan comprensiones elaboradas”.

La colección se expondrá primero con la selección de 200 obras que serán renovadas cada cuatro meses, el período justo para que las obras de papel no se desgasten al estar expuestas. Cada piso tiene una intención. El primero presenta una nutrida muestra de artistas colombianos, estadounidenses y latinoamericanos. “La colección tiene un carácter americano, que tiene que ver con las bienales que se realizaron aquí, así que hay obras de Diego Rivera, José Guadalupe Posada, Roberto Matta, que revelan a Cali como un lugar que en algún momento fue epicentro de artistas ”, explica Felipe González, uno de los curadores. En los siguientes pisos las obras se organizan por temas: el espacio, el cuerpo y la abstracción. Además hay otras dos salas: una de máquinas y otra de animales. “Esperamos que con esta apertura y con la disposición de las obras no haya ningún estudiante caleño que se gradúe sin conocer los 1.500 secretos de La Tertulia”, puntualiza Álvarez.

Tomado del periódico El Espectador, 7 de marzo de 2012


   

La casa del arte moderno en Cali

El Museo La Tertulia abre su exposición permanente con obras de Andy Warhol, Alejandro Obregón y Beatriz González

por Verónica Toro Restrepo

"Es una utopía que se fue desarrollando en el tiempo". Así describe María Paula Álvarez, directora del Museo La Tertulia, su colección permanente, que se expone por estos días en Cali.

La Tertulia fue fundada hace 56 años como una casa de encuentro de intelectuales caleños, quienes se reunían a discutir sobre arte y pronto empezaron a hacer exposiciones con amigos o conocidos.

El sitio, además, fue durante cinco años la sede de la Bienal Panamericana de Artes Gráficas. Luego de cada exposición, los artistas invitados dejaban una obra de arte como regalo y, casi sin darse cuenta, la casa comenzó a acumular importantes piezas de todo el continente, de artistas de notoria relevancia, como Andy Warhol, José Guadalupe Posada, Alejandro ,Obregón, Beatriz González, Hernando Tejada, entre otros.

En el 2007 se inició un proyecto con el objetivo de hacer del Museo La Tertulia el primero de arte moderno en el país que mostrara de manera permanente su colección.

Actualmente, cuenta con 1.500 obras, de las cuales 1.200 son en papel (en la muestra hay 200 expuestas y 100 son sobre papel), que se rotan cada cuatro meses. Las demás son videos, instalaciones, fotografías, esculturas y pinturas.

El recorrido comprende tres pisos. El grupo de investigación y formación en historia del arte ‘En un lugar de la plástica’ se encargó de la curaduría.

Tomado del periódico El Tiempo, 7 de mayo de 2012 


   

En medio del calor tropical de un valle, sembrado en su gran mayoría de caña y atravesado por el río Cauca, que serpentea agonizante en un intento por salvarse de la contaminación y el olvido a que lo someten desde hace ya tantos años, está Cali.

La ciudad está situada justo a los pies de la cordillera Occidental, una muralla natural que la deja a una hora del magnífico Océano Pacífico. Cali ha sido la receptora donde se fusionan razas y costumbres. Está habitada por gente de todos los géneros que se convenció a sí misma de que era un oasis en el desierto y la llamaron ‘La sultana del Valle’ o de que eran ángeles que agenciaban ‘La sucursal del cielo’.

En medio de la utopía, en 1956 se inventaron un lugar llamado La Tertulia, donde iban a hablar de arte y a comer empanadas vallunas, y que después, por misterioso sortilegio, se convirtió en el Museo La Tertulia. El mismo que celebra 60 años y que, poco a poco, se ha ido convirtiendo en patrimonio de los caleños y de los colombianos.

 Desde su fundación, el Museo La Tertulia ha tenido que ver siempre con el devenir de las artes visuales de la ciudad, aunque el camino para llegar a lo que es hoy no ha sido de rosas. Durante la primera década del siglo XXI el museo se encontraba en una situación de crisis que llevó a pensar en cerrar permanentemente sus puertas. Muchos fueron los obstáculos que tuvo que sortear. Tenía graves dificultades financieras: recordemos que el Museo es una corporación que recibe ayuda del gobierno nacional y de la Alcaldía de Cali. Se requerían fórmulas para aumentar la creación, formación y participación de nuevos públicos, y para ofrecer una programación dinámica mucho más acorde con un museo contemporáneo.

En el 2009 y en este mismo periódico (ver la edición número 21 página 14) en una entrevista con María Paula Álvarez se planteaban los proyectos con el fin de que La Tertulia saliera de la crisis que vivía.

Ampliar la participación del sector privado se consideraba un punto fundamental. Ya para entonces, la Alcaldía había aprobado recursos para la divulgación de la colección permanente y su conservación. Otra propuesta fue la adecuación de las salas y su rediseño. Uno con el que todavía no se cumple es la puesta en marcha de la cinemateca, aún en proceso, si bien la reforma de las áreas administrativas, de servicios y la plataforma tecnológica son objetivos que ya se han alcanzado.

Otro punto importante de la nueva visión fue la reactivación de la junta asesora, que está integrada por Cristina Lleras, Óscar Muñoz, Jorge Reyes y Óscar Roldan. Ellos tienen entre sus labores sugerir y proponer estrategias y la programación de exposiciones.

Una celebración extraordinaria

Ana Lucía Llano, directora de La Tertulia y Alejandro Martín, curador, se muestran satisfechos con el reciente desempeño de la entidad. Con ocasión de sus 60 años se ha preparado una gran celebración que incluye a todo Cali. Desde el 3 de marzo se abrió la exposición ‘El segundo original’, obras de la consagrada pintora colombiana Beatriz González quien, a su vez, compartirá en un conversatorio sobre su trabajo artistico. Recientemente, el Museo La Tertulia prestó a la Tate Gallery (Londres) varias de las obras de la maestra.

Por otra parte, el público se alegrará con la apertura nocturna hasta las ocho de la noche, el 9 de marzo, día en que se celebra la creación del Museo. De manera simultánea, se realizará un conversatorio con Pedro Alcántara, Miguel González, Álvaro Vanegas y Gloria Delgado.

En el Teatrino se llevará a cabo un concierto con un Dj y fuegos artificiales. Igualmente, se dará inicio al ciclo de cine que trae las películas más importantes presentadas en La Tertulia.

Tomado de http://media.wix.com/ugd/233179_568d344d028f44f7bea4dac687314429.pdf , 2016